¿Qué factores influyen en el envejecimiento de la piel?

dermo guillen

El paso de los años va notándose en todo nuestro cuerpo, apareciendo gradualmente marcas y arrugas en la piel y empezando a producirse ciertas dolencias que están ausentes cuando eres joven. Lógicamente, cumplir años es algo inevitable, no somos dioses que podamos parar el avance natural del cuerpo humano (aunque cada vez existen más investigaciones al respecto, por lo que en un futuro todo es posible), pero lo que sí podemos hacer es que tomar medidas para que las señales del envejecimiento se noten lo menos posible. Desde la clínica dermatológica del Doctor Guillén, por ejemplo, cuentan con un tratamiento de rejuvenecimiento facial de gran éxito.

Los motivos por los que envejece la piel son muy diversos. Algunos pueden evitarse y tratase en mayor medida, mientras que otros son prácticamente inevitables, por lo que hay que asumirlos como algo seguro. Según diversos estudios y expertos en la materia, la luz del sol afecta de forma muy importante a nuestra dermis, representando un gran porcentaje del envejecimiento. Pero, además de éste, existen otra serie de factores de gran importancia:

  • La polución del ambiente: Entre la luz del sol y la contaminación, la piel se ve severamente afectada, siendo factores ambientales difíciles de evitar, aunque en el caso de la radiación solar se puede reducir el efecto con cremas solares.
  • El estrés: Está comprobado que el estrés es uno de los factores que más favorecen el envejecimiento general y, en particular, el de la piel. Por eso, hay que intentar estar tranquilos antes diferentes situaciones que nos puedan estresar, preocupándonos solo por las cosas indispensables y no hacer una montaña de cualquier pequeño problema.
  • El sueño: Al igual que el estrés, el sueño está directamente relacionado con mantenerse joven. Por eso, es recomendable dormir, al menos, 8 horas diarias.
  • La alimentación: Una dieta sana es un factor clave para que tu piel se mantenga joven. Todos los alimentos ricos en antioxidantes, como las frutas y verduras, son bienvenidos en estas situaciones.
  • Utilización adecuada de cosméticos: Es cierto que hay muchos productos en el mercado y que al final no sabemos bien cuál debemos elegir. Pero si acudimos a expertos que sepan recetarnos los adecuados, podemos evitar ataques externos a nuestra piel con el uso de cosméticos.
  • El ejercicio: Practicar deporte aumenta el oxígeno de la piel, haciendo que ésta luzca más joven. Eso sí, si abusamos de actividad física el cuerpo puede sufrir consecuencias adversas y la piel puede verse afectada negativamente.
  • Consumo de alcohol y tabaco: Somos consciente de que estas sustancias no son buenas para nuestra salud, pero no lo somos tanto de que el brillo de la piel y la tonalidad sufre cuando consumimos alcohol y tabaco.

clinica dr guillen

 

Temas:
X